toggle menu
CAF
  • 19 febrero, 2018
  • CAF
  • 1
Competencia

Nuevos datos sobre la innovación y el aprendizaje en la gestión pública

*Daniel Ortega, director de Evaluación de Impacto en CAF –banco de desarrollo de América Latina

La aspiración que tenemos los latinoamericanos de lograr sociedades prósperas e incluyentes, donde la vida digna sea la norma y el optimismo defina el ánimo de sus habitantes, requiere una revisión de las decisiones que tomamos sobre lo colectivo. Y es que las decisiones sobre lo público tienen incidencia sobre todos los aspectos de la vida, desde algo que pudiera parecer sencillo, como la forma idónea de contratación de un trabajador en una empresa, pasando por la regularidad y calidad del agua que recibimos en nuestras casas, hasta el contenido mínimo que se imparte en las escuelas a las que asisten nuestros hijos. No hay duda de que el Estado es el determinante clave en las posibilidades de avanzar por un futuro mejor.

Pero el Estado es una estructura compleja, que se organiza de formas muy diferentes en distintos lugares del mundo. La mayoría de los países acoge, al menos, alguna forma de democracia, donde los distintos sectores están representados y cuyo poder se controla y se comparte. Un nivel más abajo, los Estados tienen burocracias que ejecutan las políticas, donde se encuentran un sin fin de desafíos para recaudar y administrar los recursos, así como las complejidades propias de ofrecer servicios de salud, seguridad, educación y estabilidad económica, regular la provisión de servicios eléctricos, de agua, transporte público o la actividad bancaria (entre otros); y para cada uno de esos desafíos existen también esquemas muy diversos para superarlos. Así pues, la gestión de los recursos públicos es una actividad donde no hay una receta clara o un consenso sobre la mejor forma de ejercerla en los diferentes sectores. No hay fórmulas perfectas, pero sí hay conocimiento, en la experiencia de miles de funcionarios públicos, en los registros de las propias instituciones y la investigación de la comunidad académica.

La diversidad de las instituciones que administran los recursos públicos implica necesariamente que hay una gran variedad en la manera de hacer las cosas; en la forma de abrir espacios para la innovación en la gestión, en los incentivos y motivaciones que enfrentan los funcionarios y en la forma en que el conocimiento existente dentro y fuera de las instituciones se transmite en su interior y se traduce en cambios en las decisiones.

En CAF –banco de desarrollo de América Latina- estamos promoviendo una encuesta dirigida a funcionarios públicos que ocupan posiciones de decisión, con el propósito de cuantificar el conjunto de factores que estimulan o entorpecen la innovación y el aprendizaje en el sector público latinoamericano. Este será el primer esfuerzo de esta naturaleza en la región, y servirá como complemento a la información sobre normativas y contratos laborales formales para entender los desafíos que enfrentan las burocracias.

Tanto las percepciones sobre los incentivos y las restricciones que enfrentan los funcionarios, como la cultura organizacional que impera en nuestras instituciones son importantes para comprender el desempeño que observamos. Específicamente, la encuesta busca capturar información sobre cómo se toman decisiones en las instituciones públicas, el rol del conocimiento, y las motivaciones de los funcionarios públicos en su gestión. Esperamos lograr una muestra significativa en cada uno de nuestros países, con representatividad en sectores cruciales como educación, salud, seguridad y administración tributaria.

Esta base de datos servirá para hacer un diagnóstico sobre los factores que promueven la innovación y el aprendizaje en la toma de decisiones sobre recursos públicos, que esperamos sea de utilidad para las propias entidades públicas de cada país a fin de que puedan priorizar posibles iniciativas dirigidas a mejorar la calidad de la gestión pública. Además de esto, abrirá el camino a organismos internacionales para adaptar de una mejor manera sus servicios de apoyo al fortalecimiento institucional a través de evaluaciones de impacto, instrumentos de capacitación y de divulgación de conocimiento. Por último, también esperamos que sea un insumo útil para la comunidad académica interesada en el servicio público y las capacidades del Estado.

El mundo de la política pública es un flujo constante de decisiones sobre recursos, y en la medida en que las instituciones sean capaces de convertir esa experiencia continua en conocimiento, las posibilidades de mejorar su efectividad en prestar los servicios que la sociedad requiere para generar prosperidad, bienestar e inclusión, serán mayores. Este esfuerzo por entender las capacidades actuales que tenemos es un paso importante para identificar prioridades en cada uno de nuestros países y en diferentes sectores. Queremos lograr que miles de funcionarios públicos de toda la región dediquen breves minutos de su tiempo a contribuir con esta labor, si usted es uno de ellos, participe aquí e invite a otros, si no lo es y conoce a alguno, invítelo a sumarse a este esfuerzo colectivo. Esta información estará disponible para todos y servirá para identificar acciones dirigidas a, en última instancia, fortalecer nuestras instituciones haciéndolas más flexibles y más adaptables a los cambios del entorno, en suma, más capaces de responder a las necesidades de la ciudadanía y de los tiempos.

Una respuesta a “Nuevos datos sobre la innovación y el aprendizaje en la gestión pública”

  1. Maria Camila dice:

    Tengo la plena certeza que para tener un diagnóstico real se requiere del concepto y la opinión de aquellos que ejecutan el presupuesto, cumplen metas y desarrollan los programas (líderes de los procesos de gestión en cada entidad gubernamental), no solo de funcionarios públicos que ocupen posiciones de decisión, por el contrario, tanto funcionarios como contratistas, toda vez que son ellos quienes enfrentan los desafíos en el quehacer cotidiano de la administración pública.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *